martes, mayo 16, 2006


















LEYENDO LAS ENTRAÑAS: UN RONDEL

“ –Quiero decir- dijo ella- que uno no puede evitar hacerse mayor.
- Quizá uno no pueda- dijo Humpty Dumpty- pero dos sí. Con la ayuda
adecuada, podrías haberte quedado en los siete años.”
( Lewis Carrol, A Través del espejo )



Lo llamarán azar o suerte o lo llamarán destino,
las cartas y las estrellas que no dejan de dar vueltas.
El mañana se manifiesta y trae la cuenta
de cada beso y muerte, los pequeños y los grandes.
¿Quieres saber el futuro, cielo? Pues espera:
Contestaré a tus preguntas impacientes. Aun así,
lo llamarán azar o suerte o lo llamarán destino,
las cartas y las estrellas que no dejan de dar vueltas.

Vendré a ti esta noche, querido, cuando sea tarde,
no me verás; quizás sientas un escalofrío.
Esperaré a que duermas, después me saciaré,
y ahí estará servido tu futuro.
Lo llamarán azar o suerte o lo llamarán destino

( Neil Gaiman, Humo y espejos )

No hay comentarios: